A un centenar de kilómetros de las islas Canarias se han descubierto dos pozos de petróleo con una capacidad de más de 1.000 millones de barriles. Se trata uno de los mayores descubrimientos de los últimos años, que permitirá convertir esta zona en una nueva fuente de hidrocarburos. Pese a la cercanía con España, ha sido Marruecos la afortunada. No obstante, nuestro país difícilmente habría facilitado este hallazgo, pues desde hace años que se dejaron de buscar nuevos pozos.


Un tesoro valorado en miles de millones de dólares. El nuevo pozo se encuentra en la cuenca de Agadir, en el permiso Inzegane. El descubrimiento ha sido anunciado por la empresa británica Europa Oil & Gas, que dispone del 75% del permiso. El otro 25% corresponde al gobierno de Marruecos. La zona de este permiso abarca más de 11.220 kilómetros cuadrados y está situada frente a las costas marroquíes de Sidi Ifni, Tan Tan y Tarfaya. En el pasado, Repsol y España habían explorado esa zona pero no llegaron a encontrar yacimientos.

Según describe El Periódico de la Energía, teniendo en cuenta el precio del petróleo, el valor de este descubrimiento equivaldría a unos 100.000 millones de dólares, cifra equivalente a todo el PIB de Marruecos. Una cantidad a dividir entre todos los años; habría que restar los costes de extracción y compartirlo entre todos los participantes, pero da muestra del enorme potencial del nuevo pozo.

España lleva casi una década sin buscar petróleo. Según datos del Ministerio de Transición Ecológica, desde 2014 nadie ha solicitado permisos para investigar hidrocarburos en España, salvo dos permisos autonómicos en Asturias y Aragón. Empresas como BNK Petroleum renunciaron al fracking y en 2016 cerraron sus oficinas en nuestro país.

Según explica la Entidad Central de Almacenamiento de Productos Petrolíferos (Cores), el gran descubrimiento en España fue en 1964, en Ayoluengo (Burgos). Posteriormente se han encontrado zonas de extracción en el Mediterráneo, el golfo de Valencia, el mar Cantábrico, el valle del Guadalquivir y en el golfo de Cádiz, pero más pequeños.

“Somos uno de los países en los que menos se conoce el subsuelo porque no se ha dedicado dinero a ello. Se exploró en los años 60 y después se ha hecho muy poco”, explicaba Ramón Rodríguez, director del máster en Ingeniería de Petróleo y Gas en la Escuela de Minas y Energía de la universidad Politécnica de Madrid.

La Ley de Cambio Climático pone el año 2042 como el fin de las explotaciones. Aunque España encontrase un pozo de petróleo, su extracción se vería limitada por ley. Con la aprobación de la Ley de Cambio Climático, se prohibió la apertura de nuevos proyectos, no se harán nuevas concesiones y no se permitirá la prórroga de estos yacimientos más allá de 2042.

Sí hay mecanismos para que determinados casos puedan seguir la explotación más allá de 2050, pero la idea es que las actuales explotaciones terminen su actividad en 2042. Mientras tanto, nuestro país vecino sigue considerando el petróleo como una de sus principales fuentes de energía y acaba de encontrar un importante argumento para seguir con esa estrategia.


La noticia

Marruecos ha descubierto petróleo cerca de Canarias. España no, porque hace mucho tiempo que dejó de buscar

fue publicada originalmente en

Xataka

por
Enrique Pérez

.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.